Cómo realizar los desatascos de tuberías

Los atascos en tuberías son una de los problemas más comunes y frecuentes en este ámbito. Su solución suele ser fácil o difícil dependiendo de la magnitud del atasco, pues no todos son iguales y no todos se producen en zonas de la tubería de fácil acceso. Desatascar una tubería es cuestión de fontaneros, sin embargo, existen atascos leves que nosotros mismos, sin mucha experiencia en el asunto, podemos solucionar mediante métodos caseros. En este artículo estaremos exponiendo las distintas maneras que existe de realizar desatascos en tuberías por medio de técnicas artesanales y profesionales.

Aunque, como se mencionó anteriormente, algunos atascos son de tan fácil solución que con nuestros básicos conocimientos podemos eliminarlos, lo cierto es que la mayoría de atascos en tuberías son realmente muy difícil de solucionar, por lo que es necesario llamar a un fontanero profesional. Sin más que añadir, entremos en materia.

Garantías en el desatasco de tuberías

No existe manera de asegurar los resultados efectivos de un desatasco casero. De hecho, la primera vez que notes que el desatasco casero no ha funcionado, se recomienda acudir inmediatamente a un fontanero profesional para no perder tiempo y desatascar el problema rápidamente. La mayoría de los casos donde las personas tercas se empeñan en solventar ellos solos el atasco, el problema se suele empeorar al punto que terminan dañando la tubería y otros elementos cercanos. Por eso, mejor llama a un fontanero que, por una módica tarifa, te garantizará el efectivo desatasco de tu tubería.

Así mismo, es menester mencionar que no todos los atascos requieren la misma pericia y utillaje. A veces, los atascos se producen en zonas de la red de tuberías tan difíciles de manejar que es necesario contar con ciertos equipos, herramientas y materiales que las personas no suelen tener en sus casas. Los fontaneros profesionales, en cambio, tienen todo lo necesario para solventar el atasco, sea cual sea la gravedad del mismo, por lo que contratándolos puedes asegurarte de que el problema será solventando tarde o temprano.

Realizando un desatasco de tuberías

No todas las tuberías se desatascan de igual manera, por lo que es necesario, antes de nada, planificar bien la operación para saber qué es lo que se va a hacer y qué es lo que se va a necesitar previamente. Algunos atascos pueden ser tan graves que la única manera de solucionar sea utilizando sistemas de agua de alta presión que solo los fontaneros profesionales usan. Estos equipos suelen ser máquinas propulsoras de agua a alta presión, o incluso camiones cuba, que permiten expulsar el atasco de manera rápida y efectiva dejando la tubería completamente limpia.

Por otra parte, es posible que el atasco sea tan leve que llamar a un fontanero profesional sea innecesario, ya que solo bastará con aplicar bicarbonato de sodio y vinagre sobre la tubería para desatascarla. Alternativamente, se puede usar un alambre para retirar toda la suciedad que está causando el atasco y verter agua hirviendo en el interior de la tubería para dar remoción integral al atasco.

Desatascando tuberías

Para entender cómo se realizan los desatascos en tuberías, la mejor manera es hacerlo mediante un ejemplo ilustrativo. El atasco de un sifón es el ejemplo que usaremos, así que prepárate para saber cómo se puede desatascar este elemento de fontanería. Primero que nada, consideremos estas dos preguntas ¿Qué tipo de sifón desatascaremos? Y ¿Realmente el atasco se encuentra en el sifón? Contestando acertadamente esas dos dudas podremos proceder a desatascar el problema acertadamente.

Los sifones más modernos son los más fáciles de desatascar, ya que con tan solo abrirlos mediante su sistema de apertura de rosca podemos acceder a su interior y arrastrar el atasco con unos guantes o con algún elemento removedor. En contraste, los sifones clásicos no tienen un punto de apertura, por ende, su desatasco se complica un poco. Por otra parte, los atascos a veces no se encuentran realmente en los sifones cuando los vas a revisar, pues, puede que hayan empezado allí, pero con el pasar del tiempo se fueron corriendo hasta ubicarse en las tuberías más profundos ubicadas adentro de las paredes.

Cuando con tan solo desenroscar la tapa puedes solucionar el atasco del sifón, te recomendamos hacerlo tú mismo. En cambio, si no es tan fácil como eso, lo mejor es cambiar por completo el sifón, considerando que el coste de un sifón nuevo no es tan elevado y, por tanto, la inversión valdría la pena.

En el caso de que el atasco se halle en una parte de la tubería adentrada en la pared, puede intentarse solucionar el problema utilizando líquidos desatascadores que venden el mercado. Para ello, simplemente vierte el líquido sobre la tubería en cuestión, según indica el manual de instrucciones. Si no funciona este método, lo siguiente será ineludiblemente abrir la pared en el sector donde se encuentra el atasco, pues esa será la única manera de solucionar el asunto. Obviamente, este último método de desatasco sólo es recomendable ser realizado por fontaneros profesionales.

Por otro lado, los atascos en el desagüe de las duchas suelen ser el más fácil de solucionar ya que son producidos simplemente por cabellos caídos y líquidos espesos como shampoos o acondicionadores. Para desatascar estos atascos, primero debes buscar un destornillador y retirar la tapa del desagüe. Lo siguiente será tomar un trozo de alambre de considerable longitud para revolver el atasco y ablandarlo lo máximo posible. Ahora, con ayuda de un guante de plástico o látex para no ensuciarte las manos, recoge todos los elementos que esté causando el atasco y bótalos. Finalmente vierte agua hirviendo sobre el desagüe para garantizar que toda la suciedad ha sido removida y ahora todo fluye normalmente.

Así mismo, los atascos en inodoros también suelen ser bastante fáciles de solucionar. Para ello se recomienda utilizar, como primero método de desatasco, un desatascador de ventosa y aplicar la succión del atasco. Si no funcionar aplicar bicarbonato con vinagre para revolver el atasco y volver a intentar desatascar con la ventosa. De esa forma, podrás eventualmente eliminar el desatasco de tu inodoro.